miércoles, 31 de mayo de 2017

Crónica del 1º Evento Nora





   Lo reconozco, no puedo ser imparcial en esta ocasión. Me gustaría poder analizar el evento de otra forma pero soy incapaz por todos los buenos momentos vividos, antes, durante y después (como ahora, sentada delante del teclado) aunque voy a hacer el esfuerzo e intentar analizar el día D.




   La programación oficial sitúa el comienzo el viernes 26 a las 19:30 horas, con una recepción oficial del Ayuntamiento de Santander. Quizás soy un poquito novata en esto de los eventos, pero… ¿algún otro ayuntamiento recibe así a los asistentes de un evento literario? Decidme, para apuntarme e ir la próxima vez. Momento de primeros contactos, de charla distendida tomando un refrigerio (muy bueno todo, por cierto), de las primeras de muchas presentaciones y de encuentro con caras conocidas que ya tenías ganas de volver a ver. Por todo esto, mi sincero agradecimiento al Ayuntamiento y a las diferentes concejalías que han apoyado este proyecto. Para que luego se diga que en el norte somos muy fríos. Y aunque la tormenta de verano que despidió la recepción, hizo correr a muchos de vuelta a los hoteles, otros pequeños grupos comenzamos las reuniones y las charlas en las cafeterías de la ciudad, en espera de quienes llegaban más tarde en los distintos transportes. 

   Y llegó el sábado 27, y amaneció un día gris, sin mucho sol pero con una temperatura de lo más agradable al igual que el ambiente de reunión que ya se respiraba a primera hora de la mañana (lo de los huevos funcionó, bueno, casi todo el día).

   Yolanda Revuelta fue la encargada, como madrina, de iniciar el acto. Yo sé personalmente todo lo que ha trabajado, pero no sólo ella, Marta, Maiki y Patricia, y todas las personas de su entorno (sus familias, siempre detrás con su incondicional apoyo) se lo han currado durante meses. Han trabajado incansablemente durante algo más de un año para conseguir que los asistentes, todos, nos fuésemos a nuestras casas con buen sabor de boca y mejores recuerdos. Mis más sinceras felicitaciones. Hace un tiempo me abristeis la puerta de vuestro grupo, sin reservas, y estoy muy orgullosa de lo que habéis conseguido este fin de semana. Gracias a todo el equipo.

   Y comenzaron las mesas. 

* Mesa 1: Autoras autopublicadas y otra visión de la romántica.

   Al leer el programa yo me preguntaba “¿Por qué otra visión? ¿Acaso las autoras autopublicadas ven la romántica de forma diferente a las autoras de editorial?” Pues no, no iban por ahí los tiros, el debate más intenso surgió en referente al final de las novelas. ¿Una novela romántica debe siempre tener un final de pareja feliz? Si nos dan otro final ¿deja de ser por ello novela romántica? Pensadlo y decidme vuestra opinión. Yo lo tengo muy claro, a pesar de quienes dicen que antes de empezar a leer ya sabes el final de la historia. Me gustan los finales “Y fueron felices y comieron perdices” y para mí, lo interesante es ver cómo el autor desarrolla todo el entramado intermedio, desde que presenta a sus protagonistas hasta que pone el punto final. Y sí, a los lectores nos gustan los epílogos.

   Deciros que las puertas de la sala de mesas daban directamente a un patio y en él se siguió debatiendo, en grupos más reducidos, todo lo que las mesas habían suscitado. Fueron muy interesantes los “otros” debates que ese patio presenció después de cada mesa.

* Mesa 2: Autoras de editorial. Del rosa chicle al rojo pasión.

   Seguro que os resulta fácil imaginar de qué iba esta mesa, la erótica dentro de la romántica. ¿Se debe considerar un género aparte? ¿Se complementan? ¿Hoy en día, si no escribes erótica no vendes? ¿Es un género demasiado explotado ya? Creo que lo más importante fue que la mayoría coincidimos al indicar que detrás de una relación, de una manera u otra, hay amor, y eso es la base de la romántica, el amor.

* Mesa 3: Lectoras y blogueras. La reseña constructiva.

   Y aquí ya, mi poca imparcialidad, se marcha por el desagüe. Estaba atacada de los nervios, nunca había hablado delante de un público y pido disculpas si algunas cosas de las que hablé no quedaron claras. Gracias a mis compañeras de mesa (Marta del blog Tejiendo criticas en la sombra y Azahara de Pasión por la novela romántica) por pasar el trago juntas, y también a Reina (La criticona de la red), nuestra moderadora, porque pese a estar igual de nerviosa que nosotras, supo llevar la mesa y no dejar que nos aturulláramos. 

   Creo que, por los nervios, algunas de las cosas que me hubiese gustado decir se quedaron en el tintero, y llevan estos días dando vueltas por mi cabeza, como un runrún. Algo tendré que hacer con él.

   Solo decir que hay muchas formas de afrontar una reseña, uno puede verla más o menos constructiva, más o menos positiva, pero el respeto entre todas las partes debe ser mutuo y que, además, algo debe cambiar en la relación entre blogs, editoriales o escritores porque el trabajo de los bloggers y sus colaboraciones no puede ser únicamente medido por el número de seguidores del blog y las redes, sino abogando por la calidad y el esfuerzo demostrado en sus reseñas y blogs. En los blogs se trabaja mucho, y algunos lo hacen, además, muy bien.

* Mesa 4: Pink Love Ediciones.

   Upsss. Lo siento, ésta me la perdí, salí al patio a intentar relajar los nervios tras la mesa y cuando regresé ya había comenzado y no quise interrumpir. Además ya conocía a sus integrantes y su filosofía de trabajo porque expusieron también en el último RA.

* Mesa 5: Autores. Romántica desde el punto de vista masculino.

   Sin ninguna duda creo que ésta era la mesa más esperada por todos, y también fue la más amena y divertida del día, y eso que supuso un gran reto ya que fue la primera después de la comida y el paseo por la Magdalena (imaginad la barriguita llena y las ganas de siesta después del madrugón y los viajes). Javier Granda, su moderador, fue un aire fresco para todos, entre risas y complicidad. 

   Los cuatro componentes de la mesa supieron ganarse al público, y nos expusieron, no solo las dificultades, trabas y prejuicios que se encuentran a la hora de publicar, sino también su ilusión y alegría cuando consiguen conectar con las lectoras. Porque los chicos también tienen sentimientos románticos, ¿no se ponen muchas escritoras en la piel del protagonista masculino para contarnos su punto de vista de la historia? (precisamente ahora se me viene a la cabeza un título, que va a salir próximamente y que muchas ya están celebrando). ¿Por qué nos cuesta tanto entender que a ellos también les gusta contar historias de amor? ¿No presumimos las lectoras de ser respetuosas y tolerantes con los gustos de los demás al ponernos en la piel de muchos y variados personajes cuando estamos leyendo? Pues eso, que por ser hombres no deberían encontrarse las puertas cerradas después de subir una larga cuesta. Yo pienso seguirlos muy de cerca.

* Mesa 6: Autoras autopublicadas. ¿Escribir es exponerse?

   Esta fue una mesa tranquila y emotiva, se habló de la valentía de quienes, después de mucho tiempo, se atreven abiertamente a decir en su círculo cercano (y no tan cercano) “Sí, ese libro lo he escrito yo”, sin miedo a ser juzgadas, o más bien, sin que les importe ser juzgadas (yo también estoy orgullosa de ti). Nuevamente, con ciertos temas, los prejuicios están a pie de calle (o a pie de red social) y las críticas sin conocimiento de causa también. Y es que, como nos ocurre a todos en las redes, debemos tener un filtro para saber hasta dónde queremos exponernos, cuánto de nuestra vida privada queremos dar a conocer y es de ley respetar a aquellos escritores que no quieren publicar su imagen personal, a aquellos que se esconden detrás de un seudónimo y a aquellos que no están interesados en difundir nada más que sus obras y escritos. Nuevamente el respeto y la tolerancia salen a colación.

* Mesa 7 (y última) : Autoras de editorial. Empezó aquel día.

   En esta mesa nos encontramos con autoras consagradas que nos explicaron cómo fueron sus inicios, cómo ven ahora el género y qué esperan del día de mañana. Fue muy interesante, aunque a la moderadora se le olvidó que, cuando Anna Casanovas comienza hablar con tanta pasión de sus libros, se le olvida parar jajajjjjj. Me resultó muy interesante oír a Olivia Ardey hablar de cuando resultaba complicado encontrar libros de romántica en las bibliotecas, y como ahora ya tienen una gran sección propia. Y también, la defensa de Elena Bargues hacia la historia de España, y cómo animaba a los escritores presentes a ambientar sus novelas en nuestro país. Porque tiene toda la razón, en nuestra historia tenemos grandes conquistas (América, Asia, África…), piratas y el Caribe, civilizaciones que nos dejaron su cultura (romanos, griegos, celtas, árabes) y muchísimas cosas más que pueden servir de inspiración (acordémonos de lo duras que eran las clases de historia en el colegio). 

   Pero, sobre todo, me quedo con que, aunque se están alcanzando grandes logros, es labor de todos seguir defendiendo el género, y que mejor forma de hacerlo que presentando, ante aquellos que lo consideran un género de segunda categoría, el mejor trabajo posible. Libros con grandes o pequeñas historias, interesantes o sencillas tramas, pero con una cuidada presentación, sin errores ni faltas ortográficas, con un cuidado y correcto estilo lingüístico y uso del idioma, y por supuesto, con un correcto trabajo de maquetación y portada. Y esto es en general, tanto para los libros en papel como para aquellos que se editan en digital, tanto para editoriales como para autopublicados, para grandes historias como para pequeños relatos, porque si queremos que por fin este género sea reconocido y llevado al lugar que corresponde, las cosas deben hacerse bien.



   Y eso fueron las mesas y esas algunas de sus dudas y preguntas tratadas, hubo muchas más, pero yo ya no me enrollo más. Por supuesto todos nos llevamos nuestros regalitos de los colaboradores al final del evento, “Soorteooo”. Gracias a todos ellos por su aportación.


   Para mí fue un evento que resultó íntimo, emotivo, cercano, se notaba la relajación (excepto en los ponentes antes de subir a mesa) en donde, al no ser una gran sala, se favorecía el ambiente de participación, la complicidad. Apenas he nombrado a nadie, por eso de intentar ser objetiva, y también por no olvidarme de ninguno, gracias a todos los que estuvieron a mi lado. Me hubiese gustado tener muchas más horas en ese día para haber seguido la charla y haber podido hablar con más gente, pero la vuelta a casa para muchos y la tormenta que se desató para otros, terminaron con ese especial momento. Lo mejor, llevarme nuevos amigos y recuerdos inolvidables. 

  Ya os avisé al principio que me era, casi imposible, ser objetiva y es que estoy deseando que llegue el 18 y 19 de mayo de 2018 para acudir al 2º Evento Nora.



   ** Agradecer enormemente la labor de Jóse Luis Sevares, de Fotografia Seva, todo un profesional que nos acompaña a los eventos, y que me ha prestado sus fotos para esta entrada, porque yo soy un desastre total con la cámara. Gracias Jóse. **



24 comentarios:

  1. Excelente crónica!!! Yo ya estoy apuntada para el año que viene..
    Estuvo genial y la organización merece un diez por hacer que todos pasáramos un día tan estupendo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Qué ya estás apuntada? Jajajaja ¿Dónde te has apuntado?

      Eliminar
    2. Nekane ya está tirando de influencias jajajjjj no hay quien la pare <333

      Eliminar
  2. Yo nunca he tenido la oportunidad de asistir a ningún evento literario desde que abrí me blog hace 6 años ya... Las fechas de todos ellos suelen coincidirme con asuntos como exámenes o trabajo que me impiden coger un autobús, viajar y asistir... una lástima, porque todos parecen muy interesantes y variados.

    Un besito ♡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te recomiendo que algún día vayas, la pasión con la que los autores hablan de sus libros es increíble. Y los debates son muy interesantes.

      Eliminar
  3. Un placer leerte y recordar así lo que fue el evento. Genial, como siempre... y menudas fotos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tenemos que repetirlo, aquí o en otra parte <3

      Eliminar
  4. Me ha encantado tu crónica, fresca, viva y divertida. Ha sido un verdadero placer conocerte en persona, y yo también pienso seguir muy de cerca tu trabajo.
    Un abrazo muy fuerte desde Sevilla.
    P.D.: por cierto, me ha gustado verme en un lugar tan preeminante en tu composición fotográfica. XDDDD
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Habéis sido mi pareja del día. Sois geniales, seguir así. ;)

      Eliminar
  5. Me hubiera encantado poder estar. Ya era hora que se hiciera uno en el norte y seguro que fue fantástico. El año que viene que ya estaré por aquellos lares no me lo pierdo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te recibiremos con los brazos abiertos <33

      Eliminar
  6. Holitas...
    Fue un día genial de todas las formas posibles que se podría haber disfrutado. Una crónica bastante completo aunque es muy difícil ser imparcial o objetiva en algunos casos. Pero la experiencia ganada no nos quita nadie.
    Gracias por compartir tus experiencias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Contando los días para sentarnos de nuevo juntas 😚

      Eliminar
  7. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  8. Muchisimas gracias por esta increíble crónica, fue un placer tenerte entre los ponentes 😘

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a vosotras por darme esa oportunidad. Sois geniales y todo salió muy bien. Nos echó la tormenta porq por nosotras nos hubiésemos quedado muchas más horas. Felicidades por vuestro trabajo

      Eliminar
  9. Fue un día estupendo y el poner cara a gente que solo conocía de las redes lo fue mucho más. Un evento estudiado hasta el más mínimo detalle. Muy contenta y espero repetir el año que viene y verte por allí, si no es antes claro ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un placer conocerte Laura. Ojalá volvamos a vernos pronto en otra reunión

      Eliminar
  10. Vicky amiga, que maravilla de crónica. Me ha encantado estar dw nuevo juntas y espero volver a Santander en breve y por susto vernos. Sigue así.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aquí te espero para comer un día juntas

      Eliminar
  11. Soy Nuria Pariente.
    ¡Que bonita crónica Vicky!
    Refleja tal cual la realidad del evento.
    Yo personalmente, me traje un sabor de boca maravilloso, me encantó volver a coincidir contigo y tener la oportunidad de conocer en persona al resto de integrantes del grupo.
    Me traje de vuelta un buen listado de novelas para leer jiji
    Un abrazo y enhorabuena por tu blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que el día tuvo pocas horas, hubiésemos necesitado muchas más para seguir charlando.

      Eliminar
  12. Hola!
    He conocido tu blog gracias a la iniciativa Mapa de Blogs y por aquí me quedo. Estás invitada al mío!
    Cuánto me alegro de que tengamos eventos no solo en ciudades como Bcn o Madrid. Soy de Vitoria y por aquí poca cosa hacen que me interese pero está bien saber que cerca, en Santander, organizan eventos que merecen la pena.

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los eventos cerquita están muy bien, nos dan oportunidades sin tener que desplazarnos tantos kilómetros, y las chicas del Nora lo han bordado. Por aquí te espero la próxima vez.

      Eliminar